Si quieres aprender más de Dios y la Biblia, obtener materiales de estudio o simplemente edificarte, aquí tienes una selección...





¡Sígueme!
(El llamamiento de Jesucristo para cada ser humano)


¿Qué quiere decir "ser cristiano"? La invitación de Jesucristo siempre fue, y aún sigue siendo la de seguirle. "Cristiano" literalmente quiere decir "uno que es como Cristo." El verdadero cristiano es uno que sigue los pasos de Cristo, que sigue sus enseñanzas, sus mandatos, que intenta imitar la vida terrenal de Cristo. Desde luego que este individuo no es un ser perfecto, pero su vida cambia después de conocer y seguir a Cristo, y sigue cambiando todos los días. Su perspectiva de la vida y del mundo ya no es lo que era antes. Sus prioridades y sus valores cambian. Según pasajes en la Biblia como Gálatas 2:20, intenta llevar una vida Cristocéntrica.

Entonces, la pregunta para ti es: ¿Eres realmente cristiano, o sólo de nombre? ¿Eres realmente seguidor de Jesucristo? 

Vamos a examinar lo que la Biblia enseña acerca de este tema tan importante. 

(Para hacer este estudio, 
puedes pulsar o hacer "clic" en cada referencia para leer la porción de la Biblia, y anotar tus respuestas en una hoja u otro documento en tu ordenador.)


Busca y lee Lucas 14:26-339:57-62, y Juan 6:64-66.

De estos pasajes, ¿qué dijo o qué exigió el Señor Jesús cuando la gente comenzó a seguirle? Cristo utilizó la palabra “discípulo” para referirse a los seguidores que cumplían ciertos requisitos. ¿Cuáles son algunos de estos requisitos mencionados en estos pasajes bíblicos?

_________________________________________

_________________________________________

_________________________________________


Cristo enseñó que Sus seguidores deberían amarle más a Él que a cualquier . . .

• _____________ (Lucas 14:33)
• _____________ (Lucas 14:27)
• _____________ (Lucas 14:26)

Ahora examina Hechos 4:18-37 y enumera los sucesos que ilustran de qué manera aquellos discípulos amaron a Cristo más que a cualquier . . .

• individuo _________________________________
• propósito _________________________________
• posesión _________________________________

Obviamente, estamos hablando de la necesidad de darnos cuenta del hecho de que nos cuesta seguir a Cristo, si lo hacemos de verdad. Hay un coste, y el precio es caro. Cristo quiere ni más ni menos que toda tu vida.

El secreto del discipulado es el Señorío de Cristo. Cuando de verdad reconocemos a Cristo como el Señor en todas las esferas de nuestras vidas, entonces Él viene a morar en nosotros en la plenitud de la Persona del Espíritu Santo. Provee lo que nos hace falta para ser como Él, para hacer su voluntad, y para ser instrumentos en sus manos.

Busca Juan 15:5 y completa esta frase:

Sin una unión íntima con la Persona de Jesucristo, yo no puedo hacer ______ para llevar fruto espiritual.

El Señor Jesús enseñó que al morar nosotros en Él y Él en nosotros, nuestras vidas se caracterizarían por tres cosas. Busca las respuestas en los versículos siguientes y apúntalas en el espacio previsto.

• __________ (Juan 13:34-35)
• __________ (Lucas 6:46)
• __________ (Juan 15:8)

La clave para el amor y para llevar fruto es la obediencia. El secreto del discipulado es la obediencia de los mandamientos de Cristo. 

Lee los versículos siguientes y escribe en tus propias palabras los beneficios de obedecer los mandamientos de Cristo.

• Juan 15:10
• Juan 14:21
• Juan 13:34-35
• Juan 13:37

Para poder obedecer los mandamientos de Cristo, hacen falta dos cosas: conocerlos y vivirlos. ¿Los conoces? La única manera de conocerlos es por medio del estudio de la Palabra de Dios. ¿Los vives? Conocerlos no ayuda nada si no los ponemos en práctica. Lee los pasajes siguientes y apunta la perspectiva de Cristo sobre esto.

• Mateo 5:19-20
• Mateo 7:21, 24-27
• Mateo 28:19-20
• Santiago 1:22

¿De qué manera demonstramos que amamos a Cristo?

__________________________________________


Muchos de nosotros reconocemos que no obedecemos como debiéramos o como pudiéramos. No obstante, Filipenses 2:13 dice:

“Es Dios mismo cuyo poder crea dentro de nosotros tanto el deseo como el poder para realizar su bondadosa voluntad.” 


Pero a continuación nos exhorta a que trabajemos en nuestra propia salvación. O sea, Dios pone su parte cuando nosotros hayamos puesto la nuestra. Cuando los primeros discípulos entregaron sus vidas a Cristo de verdad, Él creó en ellos el deseo y la habilidad de obedecerle. Eran personas comunes, pero ya tenían una entrega extraordinaria para seguir a Cristo. Los pasajes siguientes relatan como el Señor Jesús enseñó todo esto a los primeros seguidores, y de qué manera ellos respondieron. Estudia las historias y exáminate para ver como hubieras reaccionado tú. ¿Qué tendrás que cambiar para poder reaccionar bien o correctamente ahora en adelante?

• Mateo 4:18-22
• Mateo 9:9
• Mateo 17:27
• Marcos 11:3
• Juan 6:5-11

A veces los primeros discípulos fallaron en su intento de obedecer a Cristo, pero el compromiso básico de sus vidas era el de serle fieles.

El Señor Jesús se comprometió a proveer unos requisitos para todos los que le sigan de verdad, que son sumamente importantes para nuestro éxito:

• orar por nosotros
• enviar al Espíritu Santo
• proveer la Palabra escrita

Nosotros tenemos a nuestra disposición estos mismos recursos. Si nuestra vida se caracteriza por la obediencia, experimentaremos el amor de Cristo, y llevaremos mucho fruto.

Si nosotros damos a Cristo prioridad sobre cualquier i____________, p_____________, o p____________, y permitimos que nos dirija y ayude hasta que nuestras vidas se caractericen por la o____________ y el a________ , Él producirá en y por medio de nosotros f_________. (las respuestas se encuentran en el estudio arriba)

¿Darás a Cristo prioridad en tu vida? _____
¿Le seguirás, obedeciendo sus mandatos? _____
¿Permanecerás en Cristo para que Él pueda reproducir Su vida y Su fruto en ti? _____

La invitación de Jesucristo para ti es: ¡Sígueme!

Y tú, ¿qué harás?